Una experiencia para los sentidos con el Arte de la Monastrell

94,50

El Arte de Monastrell se puede disfrutar de muchas maneras, pero sólo hay una que llenará todos tus sentidos. Los vinos de Bodegas Castaño son especiales para disfrutar con una gran compañía.

Descripción

El arte de Monastrell con seis vinos de Bodegas Castaño en Yecla, Murcia. Elaborados en su parte principal con la variedad Monastrell: Colección Castaño, Solanera y Casa Cisca.

Hécula es un vino de color rosa oscuro brillante. En nariz es poderoso, con intensos aromas de fruta roja Madura y especias dulces. En boca es delicado, suave, pero rico y voluminoso a la vez. Largo y muy bien estructurado.

Colección Castaño es un vino tinto monastrell y cabernet sauvignon envejecido en barrica con un intenso color púrpura. En nariz es rico y maduro, aromas afrutados (moras y arándanos). Notas de café tostado y matices de chocolate, pero muy delicados. Buena estructura, con taninos dulces, concentración y complejidad en boca, con un elegante final.

Solanera es un vino tinto elaborado con las variedades Monastrell, Cabernet Sauvignon y Garnacha Tintorera y envejecido en barrica. De intenso rojo oscuro pero limpio y brillante, en nariz destacan los aromas a frutos maduros (arándanos y moras) que vuelven en boca acompañados de ciruela en compota y un toque mineral muy elegante. Es fresco, sedoso, pero no menos opulento y estructurado. Una madera totalmente integrada, con un tanino dulce y final largo.

Santa es un vino con notas elegantes e intensas de moras rojas y negras muy maduras sobre un fondo ahumado y especias dulces. En el paladar, envuelve la sensación de fruta jugosa. La estructura es buena, la acidez está bien presente. Los taninos son dulces y elegantes. Final rico y largo en boca.

Casa Cisca es uno de los esenciales de esta bodega de Yecla, un vino envejecido en barrica. Color Rojo intenso granate, brillante. Complejo, aromas balsámicos, terroso, especiado y mineral sobre un fondo muy afrutado (ciruela roja madura, moras silvestres). Sabroso, de acidez marcada y agradable. Taninos dulces, cacao, con un final largo y elegante.

Castaño Dulce es un vino tinto dulce. Diferente y sorprendente. Tiene un color púrpura profundo con ribete teja. Intensidad media con notas de fruta confitada negra, pasas, algarroba y aceitunas negras. Fresco, sabroso, con mermelada de ciruela marcada y toque de fruta seca (higo). Agradable final con cierta acidez para equilibrar su dulzor.

 

También te recomendamos…